vender casa compartida aunque uno no quiera

Para vender una copropiedad, que puede ser una vivienda, casa en la que son varios dueños y uno no quiere, es decir para vender una copropiedad o propiedad compartida, para ello debemos con un Procedimiento de división de casa común, pero debes tener en cuenta que salvo que haya un acuerdo entre los dueños, no puede obligarse a nadie mantenerse en la comunidad, así expresamente se dispone en el artículo 400 del Código Civil.

Los condominios pueden surgir de diversas situaciones:

  • Las adjudicaciones de un mismo bien a varios herederos o legatarios hechas al aceptar la herencia.
  • La compra de vivienda habitual por dos personas que en su día fueron cónyuges.
  • Las propiedades adquiridas en conjunto por parejas de hecho.
  • La adquisición de inmueble efectuado como inversión por varias personas.

vender copropiedad de forma forzada

¿Qué hacer cuando quiero vender una vivienda y los otros dueños no quieren?

Este tipo de relaciones suele ser fuente de conflicto que nos lleva a un proceso de extinción de la copropiedad.

Pero de este tipo de comunidades no siempre se sale con una solución amistosa, pues no podemos olvidar que en muchas ocasiones las relaciones entre codueños son malas, lo que impide una negociación coherente y fluida debido a los enfrentamientos previos, no quedando más remedio que vender a un tercero la participación en la propiedad o iniciar un proceso judicial para proceder a la división de la cosa común.

Vendiendo el porcentaje a un tercero se obtiene un precio muy por debajo del mercado, por lo que únicamente es aceptable cuando se necesita el dinero de forma inmediata.

La via judicial es otra de las opciones ante la falta de acuerdo, un procedimiento judicial que no es excesivamente complejo, mediante el cual en caso de no alcanzarse un acuerdo entre las partes durante su tramitación, se propicia la venta del bien en pública subasta con intervención junto con los propietarios, que quisieran pujar, de terceros.

Previo a sacar el bien a subasta pública se realiza una tasación del mismo.

forzar venta copropiedad

Podrán acudir a la subasta tanto los copropietarios como cualquier otra persona interesada en pujar para adquirirla, con la particularidad de que aquellos que no sean copropietarios deberán depositar en el juzgado un porcentaje del valor del bien a subastar – 30 % del valor en caso de bienes inmuebles y 20% para los muebles- para poder concurrir a la subasta y pujar por el bien.

La principal ventaja que tienen los copropietarios en la celebración de la subasta de su propio bien es que no necesitan realizar depósito alguno para comparecer y pujar y que lógicamente, si su puja es aprobada finalmente, no deberán abonar la totalidad del precio ofrecido, sino que se tendrá que restar a éste la parte correspondiente a su cuota de propiedad, quedando desde ese mismo momento como único propietario.

Aprobada la puja más alta, y finalizada con ello la subasta, se procederá a repartir el precio obtenido entre los copropietarios en el mismo porcentaje que de la cosa común eran propietarios.

1 Voto2 Votos3 Votos4 Votos5 Votos (2 votes, average: 4,50 sobre 5)
Loading...
2 Comentarios
  • Post por Marta 22 septiembre, 2016 at 9:00 am

    Muchas gracias por la información! Muy completa!

    Contestar
  • Post por Hector Juarez 24 octubre, 2016 at 9:55 am

    Muy buena la información, la verdad es que en estos casos es muy complejo en ocasiones, ponerse de acuerdo entre las diferentes partes es peliagudo,

    Contestar

Contestar